Canal RSS

En peligro de extinción

Publicado en

Últimamente se habla muchísimo de cosas en peligro de extición: los elefantes, la monarquía, los derechos laborales, la sanidad pública, las huelgas generales… y hoy los libros. Esas cosas llenas de hojas de papel, a su vez llenas de letras, en algunos casos acompañadas de ilustraciones y/o fotografías.

El otro día hablábamos en clase de italiano de cómo imaginábamos el futuro. No es difícil pronosticar un futuro sin libros, aunque espero que no sea así: pocas cosas son tan mágicas como un libro (sí, las tablets, los ebooks y todo eso son una flipada, pero qué quereis que os diga, un libro lo puedes hojear, y subrayar, y escribir notas en los márgenes, y ponerlo en una estantería junto a otros libros creando un ambiente de lo más acogedor… eso sí que mola, y eso no lo tienen los ebooks, por muy prácticos, y blablabla que sean).

Pero bueno, al final el tema es leer: leer novelas, leer prensa, leer ensayos, leer artículos, leer poesía. Sean selectivos (no todos los libros, sólo por ser libros, son dignos de leer). Sean críticos, contrasten informaciones. Hoy en día, leer y ser curioso es más importante que nunca.

Feliz Día de Sant Jordi. Feliz Día Internacional del Libro.

 

Anuncios

Acerca de pecosa

En mi familia tengo fama de borde. No te jode, como si fuera la única. Torpe, surrealista, despistada, cabezona. Eso no lo dicen ellos, lo digo yo. Tengo pecas aunque en la foto de perfil no se aprecien, pero es que la foto me quedó guapa de cojones, así que a la mierda si las pecas no se ven. Me pasé de Blogger a Wordpress en busca de emociones fuertes (me encanta vivir al límite). Me encontré con un escritorio que no entendía y que estaba mitad en inglés, mitad en español. Puse la primera plantilla que me pareció sencilla, manejable y maja y me monté una cabecera con el GIMP. El resultado es el que ves. No me pidas más.

»

  1. Feliz Sant Jordi. ¿Existe una filia para los libros y la lectura? yo creo que soy bibliofilo y curiofilo.

    Responder
    • bibliófilo creo que existe, curiófilo no lo tengo tan claro; aunque oye, queda bastante bien, así que lo vamos a incluir en nuestro diccionario de palabras inventadas.

      Responder
  2. Cuando hoy he oído que era Sant Jordi en Cataluña me he acordado de ti. Ya ves, Pecosa, que te he convertido en emblema de la costa brava 🙂

    Y es cierto, qué prácticos los e-books, qué molonas las tablets, qué guays, que cools, que flipes y todo lo que se quiera. Pero ¡¡en la vida!! tendrán la magia, el encanto y la fascinación de un lugar así:

    http://www.photaki.es/foto-libreria-luces-malaga_8281.htm

    Te regalo una rosa virtual 😉

    Responder
    • emblema de la costa brava, jajajaj! ay, cómo me gustaba veranear allí de pequeña…

      si tengo ganas de visitar Buenos Aires es porque me han dicho que hay librerías por todas partes, algunas enormes, otras más pequeñas, muchas de libros de segunda mano, algunas incluso abiertas 24 horas! hay también muchos cafés literarios. Ésta me chifla. Se llama El Ateneo. Ver para creer.

      Gracias por tu rosa, salao! ^^

      Responder
  3. Feliç Sant Jordi, Pecosa!!

    Claro que si, donde esté un libro de toda la vida que se quiten los e-books y compañia. Eso de leerte un libro en el ordeandor… como que pierde la magia; con lo que me gusta pararme a pensar en lo que he leído mientras sujeto las páginas con los dedos para no perder el punto… eso no puedes hacerlo con el e-book!! No es lo mismo, la sensación es distinta.

    Puff, JuanRa, que bien lo pasaría yo ahí dentro!! Me copio tu idea… y os dejo esta foto de una de las librerias sobre fantasia más geniales que nunca he visto:

    http://www.gigamesh.com/libreria.html

    A leer se ha dicho!!

    Responder
    • Yo leo bastante en el ordenador, tengo que decirlo (me encantaría poder comprar más libros, pero no me es posible, así que los que puedo me los descargo en pdf), pero de ebooks ni hablar del peluquín. Es como con el móvil, no a los iphones ni cosas de ésas, no hasta que no haya más remedio! 😉

      La verdad es que en Barcelona hay librerías chulas, hoy he estado en La Central de la Calle Mallorca, que además me parece preciosa, con sus suelos antiguos, molduras en las paredes… una pasada. Esta foto es un pelín pequeña y no se aprecia bien, pero puede dar una idea de lo que es.

      Responder
  4. A los fans del ebook sólo les puedo decir una cosa…. calculen cuánto va a durar su fantástico aparato ¿3,4, 5 años? ¿10 si lo cuidas mucho e ignoras la obsolecencia programada?? Yo tengo libros de cuando era pequeña, que podrán leer mis hijos, tengo las novelas de “el club de los cinco” que mi tía, de 60 años, leyó cuando tenía 15 y tengo manuales de dibujo de cuando mi abuelo estudió la carrera.

    ¿Dónde estarán vuestros fantasticos ebooks cuando tengais 60 años?

    Pues eso.

    Responder
    • ole, oleeee!! eso, eso, en cuanto se les acabe la garantía se les jode el ebook, muahahaha!!! ignorar la obsolescencia programada? sólo se puede si eres un hacker de la hostia o te bajas un software de un tío ruso que se ha roto la sesera para poder encontrar la manera de reiniciar el chip del aparato en cuestión. ay, hija, que jodido está el mundo.

      (me alegro de saber de ti 🙂 a partir del miércoles seré persona -un poco más, sólo- y podré pasarme por vuestros blogs a saludaros)

      Responder
  5. recony! esto es parte del discurso de aceptación del cervantes?
    me están entrando ganas hasta de leerme el prospecto del espidifen, y eso que el terror gótico luego no me deja pegar ojo.
    creo que dentro de poco los libros serán la única prueba que una vez existieron los árboles. si yo fuera un árbol querría ser un shakespeare, de mayor. o un playboy. los libros crían polvo, polillas, ocupan tiempo y espacio, por la mayoría el autor debería pedirle perdón al árbol que los parió, pero si una cosa los redime son las librerías. quiero que me entierren en una de viejo, con tantos libros dentro como quepan.

    Responder
    • ay, sí, hay que ver como me gusta a veces darle bombo a las cosas… me tendría que ir con un taburete a las ramblas y ponerme a hablar ahí, en medio de los guirirs, como esos que anuncian el fin del mundo, o esos tan majos que te dicen que te hagas de una secta que tiene pensado tirarse colectivamente por un acantilado, todos juntitos. a lo mejor hasta me tiran alguna moneda y todo, aunque sólo sea por darme en un ojo para que me calle.
      en fin, que yo también pienso en la de árboles que se van a la mierda para hacer libros, pero qué c, reciclo a más no poder y no contamino (sólo cuando me fumo algún cigarrito, yavestú). ya hago bastante por el medio ambiente.
      hala, yo también quiero que me entierren en una! ^^

      Responder

¡Opine! ¡No se corte!

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: